LactobacillusLas molestias y carencias nutricionales se relacionan con infinidad de problemas de salud, y pueden generarse por cualquier tipo de alteración en la absorción de nutrientes (hidratos de carbono, Grasas, proteínas, etc.) o en la digestión de los alimentos. En muchas ocasiones, estas deficiencias o alteraciones digestivas se deben a un déficit de las enzimas pancreáticas (lipasas, amilasas, proteasas, etc.), que ademas de conllevar una disminución de la degradación de nutrientes aumenta la fermentación de los alimentos mal digeridos, desequilibrando la flora intestinal e incrementando la producción de sustancias tóxicas en nuestro organismo.

Este tipo de trastorno digestivo pertenecen a un grupo de patologías amplísimo que se observa en pacientes con cada vez más frecuencia como resultado de nuestra mala alimentación y a nuestro acelerado modo de vida. El estrés, el consumo excesivo de alimentos refinados o las comidas rápidas, el sedentarismo o el abuso de medicamentos constituyen los factores desencadenantes de este tipo de patología.

Lactobacillus beneficiosCuando nuestro organismo se altera y aparecen los desequilibrios fisiológicos en forma de distensión abdominal, molestias localizadas en la mitad superior del abdomen, saciedad precoz, náuseas y vómitos, tránsito lento, sensación de plenitud, alteraciones del gusto y del olfato, fatiga, trastornos del sueño, dolores articulares, dolor de cabeza, ansiedad, irritabilidad, disminución de la autoestima,…

Cuando padecemos un trastorno digestivo causado por el déficit de enzimas pancreáticas es necesario tomar un suplemento de esta molécula, que fomentará las funciones fisiológicas mejorando nuestra salud en general y aumentando nuestra vitalidad.

Lactobacillus spp

Los probióticos, como el lactobacillus spp, constituyen un complemento muy importante para asegurar una buena salud de nuestro sistema digestivo. Se trata de microorganismos vivos, que tomados en la cantidad adecuada mejoran nuestro organismo. La mejor manera de tomar Lactobacillus spp es consumirlos con cubierta entérica, pues garantiza que lleguen al intestino sin ser destruidos por la acción de los jugos gástricos.

Los lactobacillus spp, ejercen sobre nuestro organismo múltiples acciones beneficiosas a nivel intestinal e inmunológico, ya que colaboran con las enzimas en los procesos metabólicos de los alimentos.